Ejercicio Rebote Defensivo “IMPACTO”

Escrito por en 5 julio, 2017

  • Jugadores: 3
  • Balones: 1
  • Pista: Media
  • Duración: 8min
  • Objetivos: Estimular Proactividad Rebote
Ejercicio Rebote Defensivo

Ejercicio Rebote Defensivo

Dispondremos a tres jugadores en línea extendida a la altura de la línea de tiros libres, dando un balón al que ocupe el carril central (habitualmente, aunque no necesariamente obligatorio, los que sean más responsables del rebote).
Una vez en esta disposición, pediremos a (5) que simule un tiro que le permita rebotear ofensivamente. Cuando recupera el balón, le pediremos que finja un intento de tiro bajo el aro, tras lo cual deberá hacer un pase a cualquiera de los dos “exteriores” que, al lanzar el balón contra el tablero, se habrán movido hacia las esquinas del campo.
Cuando uno de los dos jugadores en el córner haya recibido el balón, lanzará el balón al aro (para anotar), mientras que el que recogió el rebote y paso fuera, irá al encuentro del jugador contrario al que pasó y sin esperar, para bloquear el rebote defensivo, contactando, de forma flexionada y con el antebrazo contra el pecho del atacante, para luego pivotar y dejar a su espalda a aquel que venía en velocidad contra él o, si la envergadura o fortaleza fuera mayor, haciéndolo de cara y sin por ello hacer falta en ninguna de las dos opciones.
Será importante que logremos estimular a los atacantes para que no se rindan al primer contacto y perseveren por capturar o tocar el balón. Una fórmula es competir GRANDES contra PEQUEÑOS, de modo que ganará el que antes llegue a los 10 puntos. Nivelaremos la diferencia física, haciendo que los jugadores de menor tamaño que logren, tan siquiera, tocar/rozar el balón sumen un punto en esta competición.
Procurar al inicio del ejercicio que, al cargar el rebote ofensivo cualquiera de los dos jugadores de las esquinas, lo hagan sin fintas para confundir al “defensor”. Autorizarlas, si fuera necesario, posteriormente.
El siguiente paso adelante en la búsqueda de una mayor concentración de los jugadores en el movimiento requerido, lo haremos obligando que el jugador que reciba el balón en la esquina, no tire y si pase el balón al otro exterior, que habrá subido a la línea de tiros libres para tirar finalmente. De modo que el que inicialmente reboteó y pasó el balón a fuera, no bloqueará al jugador opuesto, si no al mismo que haya pasado, provocando así unas dudas que hagan más difícil mecanizar el gesto propuesto.

Coach Plaza


Etiquetado como ,



Comentarios

Deja una Respuesta

Tu dirección de email no será publicada.Los campos obligatorios están marcados *



Buscar